Opinion_Actualidad

Montanaro: LAS RATAS. LA REVOLUCIÓN EN LA NUEVA NORMALIDAD. MI ARMA, MI BANDERA

LAS RATAS. LA REVOLUCIÓN EN LA NUEVA NORMALIDAD. MI ARMA, MI BANDERA

Si algo hemos despejado de la ecuación política actual es que hay un denominador común, y es la desvergüenza de este gobierno de soplagaitas social-comunistas, condenados por totalitarios en Europa excepto en este país, el vicepresidente también por los emolumentos narco venezolanos y así, la manipulación de la confianza electoral se disipa en cuanto los intereses nomínales aparecen en escena y joder si afloran, con un grado de encantamiento que sobrepasa la realidad más contractual de la desconfianza electoral y así, rodeados de palmeros y soplagaitas en unos casos y de macarras de discoteca y chulos de playa en otros, nos acercamos a lo chabacano y ordinario en un estado de excepción dictatorial disfrazado de alarma sanitaria. Como en la novela de Delibes, al da nombre el título de su obra, las ratas, buscamos un nini, no el actual epíteto de la degradación sociopolítica de este país en torno a su juventud más desestructurada que la hay, y a la que se quiere comprar con paguicas de tonticos disfrazadas de renta mínima, indigentes intelectuales producto de una inducida tibia y turbia educación y formación y, sobre todo, al protagonismo inventado a través de la televisión en su derivada más ordinaria o la telebasura, el iluminado protagonista de Delibes, el de singular bondad es la metáfora del nuevo profeta de este siglo XXI que miente más que habla y se adorna de una horda de miserables y miserablas morales par este grotesco juego.

Un profeta resurgido de los infiernos socialistas junto aun un Carmona sin escrúpulos ni dignidad y  mentalmente  limitado y un Simancas que nunca llega, es el eterno último de la fila en el patio al que le quitan el bocadillo todos los días, comparsa que se retroalimenta de su propia soberbia, de la famélica lucha de poderes progres y fatuos de aquel mezquino Vistalegre II sazonado con un Ferraz mediocre y más gris que rojo, una lidia donde la faena más entera ha sido la propiciada por el príncipe de la coleta, el cual, ha vencido en su radicalidad más severa del tardo comunismo progresista bolivariano del siglo XXI a un país sometido sin libertad, ha vencido a una policía que odia y que alcanza el clímax con su desgracia y está sometida a la usura del arbitrario comunismo de bodega, ha doblegado con desprecio a un Congreso sometido con la prostitución política de partidos alcahuetes como el Ciudadanos y con los intereses de proetarras, rameras poligoneras nacionalistas y golpistas fraudulentos conforman un grupo de delincuentes, aniquilando la arbitrariedad de CCAA y a un Senado degradado por  ostracismo.

Gracias a no tomar medidas a favor de la población el fin de semana, incluso anterior al 8 M porque había que poner en escena una farsa feminista más parecida a la propaganda nazi que a una reivindicación femenina, a eso le sumamos la tibieza de los encargados como el portavoz con nombre de vino de mesa y la ignorancia supina de un filósofo más parecido a un pitufo agorero que a un gestor sanitario, y si además, la corrupción se hace mella en las compras urgentes ante el desabastecimiento y el abandono de los sanitarios españoles, compras dónde casualmente las mas cuantitativas que no cualitativas se centran en el área de Barcelona y además, empresas afines que no se dedicaban al tema sanitario ni la de Bono, en contra de otras españolas de reconocida reputación y prestigio, pues éstas, se han llevado más de mil millones de euros y con contratos chabacanos, anárquicos y sin identidad publicados en el BOE, ¿curioso no?, mas aún, el descalabro de las pequeñas empresas de andar por casa, pequeños negocios de barrio en la indigencia y su ruina total junto al confinamiento de los autónomos a la miseria.

La resultante es que, han muerto treinta mil personas, y la mitad en residencias de ancianos abandonadas a su suerte por el responsable y a la sazón, patibulario vicepresidente que culpa al resto, mientras su inquietud es la afrenta franquista ya olvidada y resucitada por interés, o aquella Democracia Orgánica desde el 66 como se llamaba en Europa a lo que fue un régimen de Autoridad hasta entonces. Decenas de miles de sanitarios contagiados y abandonados y un centenar de fallecidos por el desamparo gubernamental, ¿alguien tiene dudas a estas alturas que a Iglesias y a los podemitas seguidores de sectarios de una secta destructiva, les importamos una mierda?, ¿se entiende el desprecio del que gozan? Decía Einstein que intentar redistribuir la riqueza eliminando las fortunas, o como este imbécil quiere, agotarlas a impuestos, es como eliminar a los genios para hacer más inteligente al pueblo, que es lo que quieren. Hoy, el azote lo llevan indigentes mentales y forajidos políticos y sociales del PSOE que amedrentan y amenazan con la mentira republicana como bandera y acosan a la población española como estamos viendo, todo ello con el favor obligado de los cuerpos de seguridad, pero esto ha estallado y otra vez, con epicentro en Madrid tenemos otra sublevación contra la tiranía sánchista y social comunista como la del 2 de Mayo, la nueva Independencia, nuestra arma no es otra que nuestra “Bandera  Española”,  la reconversión ideológica española, muy por encima de estas ratas que comprando televisiones y engañando a un país, se han dedicado a ofrecer una fiesta en los balcones alejada de la realidad, la privatización de la libertad constitucional y adornado por una amable orgía de sentimientos mientras, escondían decenas de miles de muertos no, como en anteriores desgracias manipuladas por la izquierda y su aparato de propaganda, Atocha, Jack 42, descarrilamientos, etc…, todo con tal de acosar a la derecha, mientras se engordan los sueldos con más parásitos en el numeroso gobierno, la gente sin cobrar el paro y sin comer haciendo cola en la beneficencia como hemos visto en Aluche y la ex ministra Carmen Montón por 95 días cobrando una jubilación de 4500 euros al mes, la vice, Carmen Calvo en piso de lujo tras abandonar hospital privado de lujo y la mala es la Presidenta de Madrid que les ha dado, una lección de gestión y humildad a estas ratas de Delibes, miserables es un grato calificativo.

Citando a mezquinos, no podemos obviar la cobardía y la sumisión también de Ciudadanos, los otros socios del gobierno son delincuentes con escarapela jacobina, como decía Hitler que les viene al pelo al profeta, “del mismo modo que de cien cabezas huecas no se hace un sabio, de cien cobardes no surge nunca una heroica decisión…”, solo hay que ponerlos ante el juez para que se acojonen, se caguen y se justifiquen, y esto llegará, más pronto que tarde.

 Esperemos que el viento sople al amanecer para sacar esto adelante como en la novela de Delibes, metáfora de la esperanza trasnochada con estos y estas vulgares y ordinarias políticas.  No olvidemos lo que en caso contrario estaría aconteciendo en España, ardería.

Me quedo con Lutero, tenía tres perros peligrosos, la ingratitud, la soberbia y la envidia y dejaban una profunda herida al morder. Esa herida la sufrimos hoy como ayer con tanto palanganero y palanganera, mamporrero y mamporrera -que no se ofenda ningún tonto ni tonta-, elegid@s por nosotros por designio e imposición impopular que en estas fechas no necesitan careta, los mismos que nos han engañado, a algunos bobos, nos engañan y hasta nos chulean, nos confinan y nos someten, en breve llegara la sodomización, es cuestión de fechas.

Cuando la plaza se cubrió de yodo, que decía Lorca. Sánchez, iros antes de arruinarnos más, vete ya. Un rebrote con ellos no lo contenemos. Mi arma, mi bandera y con ella os derrotaremos, como dice Ayuso, esto acabo de empezar, el inicio de vuestro ocaso.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar